• El objetivo es firmar un convenio a finales del año lograr levantar bandera blanca en rezago educativo
Guamúchil, Sinaloa. – En vías de trabajar en acciones en conjunto que combatan el rezago educativo, el Ayuntamiento de Salvador Alvarado firmó este martes un convenio de colaboración con Instituto Sinaloense para le Educación de los Adultos, con el que buscan levantar bandera blanca en este problema a finales del año.
El titular del ISEA, Mario Alfonso Valenzuela López, comentó que el gobernador del estado, Quirino Ordaz Coppel, le instruyó hacer equipo con los presidentes municipales para que avancen en el tema del combate y disminución del rezago educativo.
Informó que de casi 3 millones de habitantes que hay Sinaloa, 2 millones 300 mil son mayores de 15 años, de los cuales 703 mil 896 están en rezago educativo, quedando 74 mil sinaloenses con el 3.2 por ciento como analfabeta que no sabe leer ni escribir.
En cuanto al municipio de Salvador Alvarado, precisó que se tienen poco más de 81 mil habitantes, y están en rezago educativo 16 mil 500, poco más de mil 600 en modalidad de alfabetismo, 6 mil que no han terminado la primaria, y otros 6 mil 800 que no culminaron la secundaria.
Ante esto comentó que ya tienen estrategias para abatir el rezago, particularmente en Salvador Alvarado y Sinaloa, por lo que pidió el apoyo al alcalde Carlo Mario Ortiz Sánchez, para realizar las acciones necesarias y lograr terminar con este problema, duplicando la meta para que se haga en un año el trabajo que se venía haciendo en dos.
Después de la petición, el alcalde Carlo Mario Ortiz Sánchez dio todo su respaldo al director del ISEA, sobre todo con material humano, para llevar hasta el último rincón la educación a las personas mayores de 15 años.
Precisó que, en la mayoría de los casos de personas en condiciones de rezago educativo, tienen que ver con la situación económica, es por eso que una de las vías que deben seguir, es combatir también la pobreza en las zonas más marginas del municipio.
Expresó que no debe de haber personas que no sepan leer, escribir, ni terminado la primaria o secundaria, por lo que se comprometió a trabajar en conjunto para la erradicación del rezago educativo.
Resaltó que el municipio tiene condiciones para atacar de tajo ese problema social, por ello refrendó su respaldo a la educación reforzando lo que ISEA viene haciendo.
En este importante evento, realizado en el auditorio 27 de Febrero, se hicieron entrega de certificados a alumnos de educación básica, quienes a pesar del tiempo culminaron esa etapa estudiantil.
Tal es el caso de María Ignacia Leal Angulo, quien a sus 77 años concreto sus estudios de secundaria para motivar a sus nietos que no quieren estudiar, por lo que dijo si antes hubiera tenido esas oportunidades hubiera sido una profesionista.